LUZ Y SOMBRA (Playlist: Flans)

Siempre dije que la única razón por la que deseaba un novio desesperadamente era para compartir con alguien el duro trance de regresar del supermercado y subir las bolsas de la despensa a un bonito segundo piso.. y sin elevador. Todo esto, lo pensaba quincena a quincena hasta que descubrí el servicio por internet de Superama. Mismo que por 30 pesos, hace que un señorcito, que no me da besos ni me miente ni traiciona, suba las bolsas y las deposite en la puerta de mi casa.

Tras el descubrimiento, me dije: «Bridget estás del otro lado y eres una verdadera mujer autosuficiente». Hasta esta noche.

carrefourprocterprev-1.jpg

 

 

En punto de las 11.38, con el Sr. Lopez Dóriga hablando en una tele y la repetición de Destilando Amor en la otra, la computadora prendida sobre la cama y unas cuantas lamparitas iluminando mi dulce hogar, decidí que.. ¿por qué no?.. era hora de poner a funcionar la lavadora para amanecer con ropita limpia y perfumada.

No tarde en prender una luz más, acomodar las sabanas, abrir el agua, depositar un montón de detergente libre de nosécuantas cosas pero con varios agregados más para suavizar, estirar, florear y pulir las enormes prendas. Todo al ritmo de Miguel Papito Bosé que ultimamente me tiene tan buena compañia. Tras el baile y canto de rigor, iba yo de regreso a la cama, de puntitas, descalza y en camiseta y calzoncitos cuando… ¡Pum! tronó.

Me quedé petrifiada en el pasillo. El silencio y la oscuridad me rodearon.

Mmmm… no. Seguro esto no me está pasando sólo a mí, pensé. Debe ser problema de todo el edificio.

Saqué la cabeza por la ventana y descubrí lo inevitable: lucecitas amarillas y reflejos azules de televisión en las ventanas vecinas. Me detuve y tanteé el switch ese donde en una casa normal se “bota”, uno le sube y santo remedio. Ah no! yo no tengo una casa normal. Subí y baje los cositos esos y nada.

Ok. Era momento de pasar a la acción. Y como la media noche no es el mejor momento para salir en calzoncitos a buscar las cajas de luz, encendí el celular y busqué un pantalón decente de pijama. Una vez logrado el objetivo, corrí descalza al edificio contiguo a buscar las cajitas en cuestión.

Algo no me estaba funcionando : la reja del edificio contiguo estaba perfectamente bien cerrada. Y, como broma del destino, comenzaron a caer algunas gotas. Uf! Me arme de valor y toque el timbre 8A… 4o piso. Alguién seguro estaba dispuesto a ayudar a una Conejita en aprietos. Un hombre bigotón, adormilado y malhumorado me hizo explicarle la situación a grito pelado. Me miró como a una loca desde cuatro pisos arriba y se retiró de la ventana en silencio.

¿Y bien? pensé.

Ahí estaba yo descalcita, bajo la lluvia y en pijama mirando a lo alto de un edificio. Casi 13 minutos después volvió a aparecer. Sin decir nada me lanzó una llave.

¡Asunto resuelto! supuse.

Entré y me topé entre la oscuridad con 30 cajitas distintas más 30 contadores y sin ningún número que los identificara. ¿Cómo demonios debía saber cuál era mi cajita? Después de casi 6 minutos de resolver la cuestión de manera algebráica, localicé al enemigo. Miré la cajita gris con pánico y me acerque. Decidí proceder con firmeza. Uno, baja la palanca. Dos, abre la puertecilla…. iiiii, rechinó. Como en película del terror. Tres, acerca el celular y descubre lo que hay en su interior. Cuatro, abrí los ojos como platos: cablecillos, fierros y dos objetos cilíndricos incrustrados. Esos, supuse, serían los fusibles. Entonces lo supe: esto de la luz y los cables a algunos les viene registrado en el DNA, es una especie de información genética que a mí no me pusieron.

Me tardé otros 15 minutos en sacar los famosos fusibles y darles vuelta entre mis manos preguntándome ¿qué demonios debía hacer con ellos? mientras llovía y se me mojaban los pies. Regresé a casa y me decidí a buscar un “repuesto”. Con el celular en la mano, busqué dentro de mi impecable “caja de herramientas”. Clavos, un martillo, dos desatornilladores, un taladro todavía en su caja, cuatro botones, unas llaves de diossabedónde y dos pilas viejas. Mmmm, no. No había fusibles.

En esas estaba, cuando la lucecilla del teléfono se apagó. Perfecto, pensé. Ahora me quedé sin pila en el celular. En ese momento se despertaron mis pensamientos más oscuros. La cosa era simple. Sólo debía robar —intercambiar, quiero decir— el fusible de algún vecino.

Una vez decidido el atraco, me lancé otra vez a la calle bajo la lluvia y empezó la carrera contra el tiempo. Corrí a buscar los departamentos vacíos. Conté las ventanas. Lo encontré. Deduje el número de depa: 8C. Regresé. Conté las cajitas. 2B… 3A… 7C… exacto 8C! Bajé sigilosamente la palanca. Abrí la tapita y ¡vaya sorpresa! no había fusibles. Continué con el intento hasta que descubrí el truco: los departamentos vacíos no tienen fusibles!!

Ya ahí y bajo el agua, supe que debía pasar a acciones más firmes: robar el fusible de algún departamento habitado. Volví a la carrera, conté las ventanas. Revisé que estuvieran dormidos. Bajé la palanca y ¡bingo! me encontré con dos bonitos y relucientes fusibles. Con toda la velocidad que el caso amerita, tomé el fusible y tiré. Nada. Lo volví a intentar, ésta vez un poco más fuerte. Hmmm. Nada. Cada vez lo hacía con más fuerza. Apoyé un pie en la pared, la otra mano en el barandal y jalé con fuerza. En ese momento, mi dedo meñique toco la parte superior mientras con el otro mantenía la parte inferior. PSSSTTTSSS!!! Un toque electrico me recorrió dedo, palma, muñeca, brazo y codo.

¡AAAAAhhh! grité. Y me quedé paralizada. El susto hacía que el corazón casi se me saliera por la boca. Decidí regresar a casa con la misión incumplida y llamar a mi mamá. Ella siempre tiene la respuesta correcta.

Una vez dentro, me di cuenta de otra desastrosa sorpresa. Estaba en una casa unplugged. Mi sofisticada manera de vivir le incluye lo que viene siendo sólo y nada más teléfonos inalámbricos. Obvio, ¿cómo para que me serviría a mi uno de esos viejos aparatos telefónicos de Telmex? había dicho alguna vez. Y así pensé al adquirir radio-reloj-despertador con led rojos que brillan en la oscuridad y por supuesto, compu con conexión inalámbrica a internet. ¡Joder, no habría poder humano que me despertara a la mañana siguiente a las 6!

Ya sin aliento, me metí a la cama, toda mojada y con los pies sucios. Cerré los ojos. Y pensé ¿por qué en el bonito openhouse me llenaron de cubiertos y tuppers y no de bisuteria electrica? ¿por qué a nadie se le ocurrio entregarme un manual básico para cambiar un rejodido fusible? ¿o por qué nadie pensó en regalarme una caja de 45 fusibles listos para usarse? ¿o ya de perdida el instructivo de cómo pasar una noche sin luz? … o ya en estas, la guía básica para conseguir un novio que me salve de esta oscuridad.

29 comentarios en “LUZ Y SOMBRA (Playlist: Flans)

  1. Ja ja ja ja ja ja
    Jodida suerte o podriamos llamarle “Lección para la Conejita Soltera”

    ¿Alguien te dijo que los fusibles se cambian cuando calzas zapatos?
    o mejor aún: Siempre tener fusibles o de perdida una vela (con cerillos incluidos)

    En esos momentos que no sabes que hacer solo queda llamar Al Novio o Galanzete en turno en cuestion… y si no existe hablarle a la mas “macha” de tus amigas y si de plano ya no hay forma… quiza salir en calzones pequeños… y tocar el timbre del señor bigoton, posiblemente él se hubiera compadecido de tan linda conejita y le hubiera hecho un favor… o dos! jajajajaj

    Buena historia.

  2. Jo !!!!!!!! ahora si literalmente “te llovió”… *recordará whenever i meet you llevarte un fusible en perfecto estado. O de perdis fotos de guapos hombres que anden en domingo en la alameda (seguro te ayudarán en esas eventualidades).

    Besos

  3. soy reguey, le dí enter antes de concluir

    2.- cuando no hay luz, nada como dormirse, o si estás acompañada, pues lo demás

    3.- como tú dices, debieran inventarse fusibles listos para cambiarse y no que haya que sacarles la laminita, volverla a meter sin que se rompa y todo con el riesgo de electrocutarse

    4.- ¿por qué las mujeres cuando son jóvenes son adorables y encantadoras y ya después se vuelven histéricas, gritonas, insoportables? dicho de otra manera, eres adorable

  4. ¡Pues qué te digo, Conejita, ya ni llorar es bueno! La próxima vez que pidas el súper por Internet acuérdate de pedir una caja de fusibles (junto con las laminitas que llevan adentro y que no sé si tengan nombre, pero que cuando los abras sabrás de qué te hablo) y una linterna, porque las velas y los cerillos son un problema. Un no-break también sería buena idea.

    Saludos

  5. Edoman dijo:

    Conejita: Para esas peripecias no necesitas novio, un portero estaría de “pelos”. Mi recomendación es la siguiente:

    1.- Olvidate del Tintorero de la esquina y mejor pon tus ojitos en un Tecnico electrisista ( El estandar sería 35 años egresado del tec. con maestria deseable papá empresario y mucho tiempo disponible,) mi abuela decía que el amor llega después.

    2.- Utilizar la famosa mirada numero 3 a cualquier individuo que demuestre feacientemente que sabe para que sirve un desarmador ( aclaro que esta opción solo es para tenerlos de stock, asi como la llanta que tiene en la parte posterior tu carro)… ok ok descubrela, hay una llanta posterior en el portaequipajes del auto.

    Cuando no es posible aplicar alguna de las anteriores entonces pasa al plan B que consiste en lo siguiente

    ?rmate de una buena cantidad de repuestos para fusibles ( las laminillas que inexplicable y absurdamente descubren cual es el peor momento para fundirse) tambien es conveniente que con buena luz del día te cerciores de cual es la caja que te corresponde ( no le vayas a estar haciendo el favorcito a otra) y márcala aunque sea con barniz para uñas.

    Consigue una lampara de pilas ( y con pilas en buen estado) porque con la suerte que te traes una vela capáz que se te apaga o te quemas también unas pinzas de plástico especiales para extraer los fusibles sin que descubras por que le ponen calaveras a las centrales electricas. la mayoria de esto lo consigues en una ferretería ( no sé de ninguna que tenga servicio a domicilio ni por internet) asi que seguramente es buena oportunidad para que conozcas más gente del ramo.

    Y por último… mucha valentía, que hasta al mejor caballero le da temor llevarse un “toque” en eso si “todos los hombres son iguales”

    Mucha suerte …. y no esta de más recomendar una limpia !

  6. vaya aventura nocturna! hasta ahora, cosas como esa solo me han pasado de día, pero siempre es bueno tener un super amigo dispuesto a ayudar a cualquier hora, el novio no es necesario!

    Ya tienes luz?

  7. Descalza, lloviendo (o sea, piso mojado) y arregalndo los fusibles… No pensaste en la posibilidad de acabar como estofado de conejita?

    Prometo regalarte una lamparita y algunos aditamentos de supervivencia en tu cumpleaños! En Marti venden unos tubitos que los agitas y te dan luz x 8 horas, como los que ponen en algunos martinis y drinks con mega-punch, tambien los incluyo en tu proximo cumpleaños.

  8. Buen punto Gigoló… seguramente el error estuvo en haberme puesto el pantalón de pijama más grande que encontré! uff!

    Haaarta lluvia, Faridee! ahora sí, voy a tener que cargar un fusible en la bolsa…

    Pececillo, yo ya soy histérica, gritona e insportable!!! eso quiere decir que ya no soy jóven???? uh que mal.

    Bendita gran idea, ?namen.. en mi próxima lista mediática los fusibles están en primer lugar.. y en segundo laminitas, linterna, no break, aspirinas.. mmm.. el novio también lo incluyo en la lista?

    Ay metichosa.. ¿cómo no se me ocurrió hablarle a mi hermano que es un Andy Handy en potencia?

    Veeeees, no mames???? esa información es genética!!! papel aluminio SI tenía!!!

    Ay Nacho.. la próxima juro llamar inmediatamente.

    Mmmm Edomen, tengo un problemilla con el plan A.. el portero tiene como..mmm… 103 años y seguro se va a dormir por ahí de las 6.30 pm. el talabartero ya había cerrado el changarro.. y no tengo ni idea de en qué departamento vive “el vecino enamorado” para echarle ojitos. Se me hace que el B es más viable..

    Gracias a la Virgen del Santísimo Socorro Iluminado (jijji), se hizo la luz, Lau…!

    Jajajajaa, estofado de conejita!!! Coooonste, mi cumple es en julio y espero cajita completa de herramientas útiles varias para estos casos.. y aprovechando: Feliz Cumple!

    hermanas mentales??? menos mal! o sea que no soy la única! jijiji

  9. hijole conejita
    llegue a tu blog por chilango.com… y vaya que no necesitas un novio para sobrevivir, solo un manual de hágalo usted mismo. Hay muchos, pero lo importante es leerlos y estudiarlos ANTES de que sean necesarios, digo, mas vale prevenir😀 Eso si, el de como conseguir novio, no hay manuales para eso.
    Y te recomiendo un teléfono convencional -no inalámbrico- , no son caros, y vale la pena tenerlos en la caja de emergencias.

    mmmm y para disfrutar de la oscuridad, hasta las velitas de cumpleaños ayudan😉

    saluditos desde mexicali bc

    Yola

    http://cuentalealayola.podomatic.com

  10. JA JA JA! como creees?? antes no te quedaste ahí pegada, descalza, mojada… segura que no tenías impulsos suicidas aquella noche??

    Ta muy hcido tu blog!! Felicidades!

  11. Conejita… por poco quedas como conejo al carbón!!!!

    Mi recomendación:

    Contrata Banamex Libra: Cuesta 37 pesitos al mes; sirve tanto para eventualidades con el auto en la calle, como para reparaciones en casa.🙂

    Ya no se necesitan hombres para eso… hay muchos que no sabrían que hacer… se necesitan para otras cosas… y aprovechar el apagón😉

    OJO: no trabajo en Banamex… pero llevo ya varios años con el servicio y me han sacado de aprietos con mi auto.

    Saludos

  12. Y tu crees que un hombre te iria a solucionar la vida (bn amarado yo!!) pero bueno, lo majada, divertida y con una historia para las generaciones futuras quein te lo kita, ademas preferirias ser de esa señora que sale en el comercial moviendo el dedito, con des negros acomodando todo?? ps igual y si, los venderan en superama?? besos

  13. Que genial manera de convertir una pesima experiencia en algo cagado de risa, pero ya va siendo hora de que nos cuentes mas cosas no?

  14. Oye… de puro milagro el choque eléctrico no te siguió más allá del codo!!!! descalza y con los pies mojados!!!!! no no no, de plano eso es suertesota he!!!! así que no todo fué malo… gachamente siempre estamos sufriendo x los fusibles y nos acordamos justamente cuando se necesita… y eso del novio… mmm me queda la duda, si a mí me hubiera pasado éso, mi maridito se quedaba getón y me mandaba a mí a arreglarlo jajajajajajajaja
    Saluditos!!!

  15. El Ax dijo:

    Yo trabajo de ayudante de damicelas en aprietos en mis ratos libres asi es que para futuras ocaciones no dudes en comunicarte conmigo…

    por cierto, ya tienes luz?

  16. Pues yo de fusibles no se nada, pero NADA! para eso esta el portero… ahora imaginate mi felicidad de contar con el sr. superama “todo lo puedo cargar” si vivo en el sexto piso y SIN elevador…

    besos

  17. cuasi dijo:

    Mi queridísima “rabbyt girl”, mi recomendación es que utilices los servicios de la famosa tarjeta de crédito que te proporciona cobertura las 24 horas (si, esa que te manda hasta al plomero), además de solucionar todo con un famosisisisismo reloj despertador chino que venden afuera de los metros de nuestra queridisima urbe (esos de 20 pesos aunque no lo creas), ademas ve el lado positivo: dormirte temprano te ayuda a descansar mejor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s